jueves, 5 de febrero de 2015

El Gobierno Regional ha despedido a 643 profesionales de la Sanidad Pública de Guadalajara, el 21,39% de los que había en la provincia hace cuatro años

La Sanidad Pública de Guadalajara ha sido, junto con la de Cuenca, la más damnificada por los recortes impuestos por el Gobierno Cospedal, que durante la actual legislatura ha despedido a 643 trabajadores de los 3.649 con que contaba el Sescam en provincia hace cuatro años, el 21,4%.



Así lo denunció esta mañana la secretaria general de Sanidad-CCOO CLM, Chelo Cuadra, que ofreció una rueda de prensa en Guadalajara junto con la responsable provincial de su Federación, Práxedes Rodríguez, y el secretario general de CCOO-Guadalajara, José María Rey Cuevas, para animar a los profesionales que aún trabajan en la Sanidad Pública de Guadalajara a participar en las elecciones sindicales convocadas en el Sescam.

Cuadra censuró la falta de respuesta de los sindicatos corporativos, mayoritarios ahora en el SESCAM, a los recortes de empleo, de salarios y de derechos aplicados por Cospedal, e invitó a los trabajadores del Sescam a apostar en esta ocasión “por el sindicalismo de clase que representa CCOO”

“Un sindicato que defiende siempre –y no sólo cuando se acercan las elecciones sindicales- los intereses de todas y todos los profesionales sanitarios; que defiende siempre la Sanidad Pública –y no sólo los intereses de tal o cual colectivo- y que defiende siempre el derecho de la ciudadanía a la Salud universal, pública y gratuita”, subrayó Cuadra.

La secretaria general de Sanidad-CCOO CLM explicó que el 22 de enero dio comienzo el proceso electoral en el ámbito del SESCAM, que culminará con las votaciones el próximo 5 de marzo. Según los censos facilitados por el SESCAM, están llamados a votar 3.006 trabajadores y trabajadoras,  de los cuales 2.871 son estatutarios y 135 laborales. La representación que corresponde según estos datos es de 25 representantes sindicales para estatutarios (2 menos que en el proceso anterior) y 9 para personal laboral.

“Los datos de censo electoral nos han permitido confirmar con números puros y duros una realidad que hemos ido denunciando a lo largo de estos años y que hoy podemos presentar de forma irrefutable. Y es que la destrucción de empleo en el sector sanitario público se ha cebado especialmente en esta provincia, ya que contrastando los datos del censo actual con el de Diciembre de 2010, fecha en la que se desarrollaron las últimas elecciones, vemos que hay 596 trabajadores menos en personal estatutario y 47 en personal laboral”, explicó Práxedes Rodríguez, responsable de Sanidad-CCOO en Guadalajara

En porcentaje la pérdida de empleo respecto a 2010 supone un recorte global del 21,39%; un 17,19% en estatutarios -sólo superado por Cuenca-; y un 25,82% en laborales. En este colectivo, Guadalajara es la provincia donde proporcionalmente se han destruido más puestos de trabajo.

“CCOO, a menudo en solitario y también junto con el tejido social integrado en la Plataforma provincial en Defensa de la Sanidad Pública, ha denunciado una y otra vez el peligro que suponían estos recortes no solo por la pérdida de puestos de trabajo, sino también por el deterioro de la calidad asistencial que reciben los habitantes de nuestra provincia”,.

“Pero no parece que al SESCAM le importe, muy al contrario: aún hoy sigue con su política de recorte y con medidas improvisadas que van en contra ya no solo de una mínima garantía asistencial sino del sentido común” subrayó José María Rey Cuevas, secretario general de CCOO-Guadalajara

Por ello, indicó Chelo Cuadra, “invitamos a todos los trabajadores y trabajadoras de la Sanidad Pública de Guadalajara a formar parte de nuestras candidaturas, abiertas y plurales, integradas por personas de todas las categorías profesionales y unidas bajo un mismo interés: la defensa de la sanidad pública y la recuperación de los derechos que nos han arrebatado”

“Y en segundo lugar, les animamos también a manifestar en las urnas su descontento con los sindicatos corporativos que hoy ostentan la mayoría de la representatividad de los profesionales sanitarios en Guadalajara; sindicatos que no han sabido o no han querido contrarrestar los continuos ataques que este Gobierno ha ido materializando un día tras otro contra las condiciones laborales y contra los derechos que tanto nos costó en su momento conseguir y mantener”

“Los sindicatos corporativos nos dividen y por tanto nos debilitan frente a la administración. Ahora tenemos una oportunidad única de emprender otro camino, de unidad, de lucha, de oposición firme pero con alternativas serias y factibles”, subrayó Cuadra.


Ahora más que nunca necesitamos de un sindicalismo de clase que defienda siempre –y no sólo cuando se acercan las elecciones sindicales- los intereses de todas y todos los profesionales sanitarios; que defienda siempre la Sanidad Pública –y no sólo los intereses de tal o cual colectivo- y que defienda siempre el derecho de la ciudadanía a la Salud universal, pública y gratuita”