lunes, 27 de mayo de 2013

Yunquera cierra la campaña teatral de primavera con la obra de títeres “Los Músicos de Bremen”

LA REPRESENTACIÓN TENDRÁ LUGAR EL PRÓXIMO DOMINGO, 2 DE JUNIO, A PARTIR DE LAS 19:00 HORAS EN EL CENTRO CULTURAL “MIGUEL DE CERVANTES” A CARGO DE LA COMPAÑÍA RESIDENTE EN VILLANUEVA DE LA TORRE “EL RETABLO DE MI VENTANA”

El próximo domingo 2 de JUNIO, a partir de las 19:00 horas, tendrá lugar en el Centro Cultural “Miguel de Cervantes” de Yunquera de Henares, la representación de la obra infantil de títeres “Los Músicos de Bremen” a cargo de la Compañía alcarreña “El Retablo de Mi Ventana”. Dicha obra esta
encuadrada dentro de la programación de las Artes Escénicas de Castilla-La Mancha y cerrará la campaña teatral de primavera en la localidad.
La Concejalía de Cultura del Consistorio yunquerano, conocedora de la aceptación que tiene este tipo de genero infantil entre los vecinos de la localidad ha querido realizar una nueva apuesta por el mundo de los títeres, potenciando así una buena forma de aprender a la vez que se disfruta del
teatro.
Las localidades se podrán adquirir, al precio de 3 euros, media hora antes del comienzo de la función en las taquillas del Centro Cultural Miguel de Cervantes.

SINOPSIS DE LA OBRA
La historia que se narra en "Los Músicos de Bremen" es la de cuatro animales, el gallo Kiko, un perro llamado Roberto y Ramón el burro, que El Granjero los quieren sacrificar por ser viejos. Estos animales se encuentran la final de sus días sin saber que hacer y desilusionados por la crueldad de su amo. Entonces
deciden huir de allí con la ilusión de ser músicos, no sin antes darle su merecido al granjero y su cruel cocinero chino. En el camino a la ciudad de Bremen se encuentran con Ágata, una gata que también huye de la crueldad y el desprecio humano. Hacen amistad y constituyen, siguiendo la propuesta del
burro, un grupo musical con el que tienen intención de ganarse la vida. Van superando diferentes obstáculos como un ladrón que no solo desencadena el conflicto en la granja, sino que en el bosque les roba los instrumentos musicales. Los cuatro amigos no se detienen y siguen al ladrón hasta su casa
que luego de disparatadas situaciones el ladrón huye y en la que deciden quedarse en la casa disfrutando de la música y la amistad. A partir de allí comienzan a vivir una nueva vida en la ciudad de Bremen.