domingo, 5 de abril de 2020

Yunquera celebra el Domingo de Ramos de manera especialmente emotiva. #SemanaSnata2020.

De todos es sabido los tristes e inquietantes momentos que el mundo entero está padeciendo debido a la Pandemia del COVID-19. Aún así han llegado los días en  que las celebraciones típicas de la Semana Santa cobran protagonismo aunque este año toque vivirlas de manera muy diferente.

Concretamente en la mañana de hoy, domingo de Ramos, Yunquera de Henares gracias a un grupo de jóvenes y a los miembros voluntarios de Protección Civil ha podido celebrar la bendición de los ramos, ya que los primeros se han encargado de cortarlos y los segundos de repartirlos por toda la localidad.


A las doce en punto de la mañana y delante de una de las puertas de la Parroquia de San Pedro Apóstol, Don Rafael García, cura párroco de Yunquera se ha encargaba de impartir las bendiciones a las ramos de olivo para que a continuación el voluntariado de Protección Civil haya procedido a su reparto por los distintos domicilios de la localidad.


Justo después de las correspondientes bendiciones Don Rafael García ha oficiado la santa misa en solitario dentro del templo siguiendo las medidas sanitarias ordenadas por el gobierno de la nación.

Hoy domingo de Ramos del 2020, no habrá procesión del traslado de los pasos desde la ermita de la Soledad, tampoco habrá saluda de la Prioste ni pregón por que estaremos en nuestra casa viviendo el comienzo de la Semana Santa confinados para evitar la expansión de contagios del coronavirus pero a la vez ilusionados porque sabemos que una Semana Santa más Jesús está  dispuesto a dar su vida por nosotros y de esa manera transmitirnos consuelo y esperanza.


Desde Nueva Onda Radio Yunquera queremos dar las gracias a D. Rafael, cura párroco, por la fuerza que nos transmite con sus oraciones, a los voluntarios que han procedido al corte de los ramos y a los miembros de protección civil por repartirlos. 

Cabe señalar que este año debido a las normas dictadas por las autoridades sanitarias han sido menos los voluntarios que han podido desplazarse a cortar los ramos de olivo y por tanto también han sido menos la cantidad que se ha podido repartir por lo que se pide disculpas a los vecinos que se hayan podido quedar sin ramo bendecido.


Este año recordamos el slogan de la Hermandad de la Soledad para Semana Santa diciendo "Quédate a Sentirla" pero esta vez en casa por el bien de todos.